A compartir...Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Pin on Pinterest0Share on Google+0Share on StumbleUpon0

Quizás muchos, “sin querer queriendo”, ya conocieron los códigos QR impresos en gigantografías, en vallas y demás soportes para publicidad en exteriores, pero ojo, no solo están en las calles, también se les ubica en afiches, revistas y periódicos acompañando las piezas publicitarias de las marcas, o al menos de algunas marcas que usan esta tecnología en nuestro país. Del mismo modo, es probable que algunos al ver estos cuadrados de puntos negros se hayan preguntado: ¿qué diablos es esto? Pues bien, en este post intentaremos explicar de qué se trata esta nueva tecnología de los códigos QR y qué grandes posibilidades puede tener para fines comerciales.

Revisando Wikipedia encontramos que los códigos QR (Quick Response Barcode) es un sistema que tiene la propiedad de almacenar información en la imagen de un cuadrado bidimensional hecho a base de una matriz de puntos. Por favor no se me mareen que esa es la definición de esta novedad no tan nueva tampoco. Pero sigamos, este cubo de puntos contiene un vículo – quizás lo más importante de todo –  que conduce a algún sitio en Internet.

Fue creado en Japón en 1994 por la compañía Denso-Wave y por cierto en ese país el uso de estos códigos son muy populares, usándolos inicialmente para incluir información adicional en los alimentos y ahora el uso es más diverso. Para los llamados países del primer mundo, el uso de estos códigos tiene una penetración importante y van de la mano en la publicidad en exteriores principalmente.

¿Cómo funciona?

Este cuadrado de puntos cuando es escaneado por un usuario poseedor de un Smartphone, les conducirá hacia algún sitio en Internet que el vendedor haya previsto para sus clientes potenciales. Es una información adicional que si hablamos desde el punto de vista comercial, pretende asegurar una venta; reforzar el impulso de compra o incluso fidelizar clientes con un plus adicional proporcionado por los estrategas de Marketing Online de las compañías.

En otras palabras, si por ejemplo usted posee un Blackberry u otro Smartphone, puede ir al sitio web de esa marca y descargar una aplicación (software o un app ) que sirva para escanear estos códigos QR. Entonces, una vez hecho esto, solo bastará poner el lente de cámara de su teléfono por encima del código que puede estar en una revista o en un enorme panel publicitario en plena vía pública. Solo tratará de abarcar toda la imagen del cuadrado en la pantalla de su móvil y hacer una captura con el aplicativo, y listo, tal como si tomara una fotografía cualquiera, el código QR de dicho anuncio publicitario lo conducirá a algún sitio en Internet donde el vendedor le ofrece información complementaria del producto o servicio que usted vio en aquel anuncio publicitario cerca de su trabajo; quizás le invitará a ver un vídeo promocional o participar de una encuesta para ganar premios, comprar boletos para conciertos, cupones de descuentos etc. Son muchas las posibilidades de uso de esta nueva y valiosa herramienta que para el Marketing Online, podría convertirse en el “as bajo la manga”.

¿Es lo mismo un código QR que un código de barras?

Si hacemos una analogía, se podría decir que los códigos QR cumplen una función parecida a los conocidos códigos de barra que se usan desde algo más de tres décadas en todo el mundo. Estos códigos de barra van impresos en los productos almacenando información comercial para fines logísticos en la industria manufacturera. Sin embargo, estos códigos de líneas verticales solo pueden ser escaneados por dispositivos instalados en los establecimientos comerciales o para uso de control de almacén; mientras que los códigos QR pueden ser escaneados por cualquier persona que cuente con un teléfono inteligente (Smartphone) y lograr obtener más información sobre aquello que le interesa comprar, es probable que con la pieza publicitaria que acompañan estos códigos sea el último resquicio para convencer a los consumidores antes realizar la compra.

Caso real del código QR

Gugleando un poco buscando información sobre casos reales en el uso de los códigos QR encontramos el sitio web de la empresa estadounidense JCPenney, una tienda online que vende desde espejos, artefactos tecnológicos, artículos para hombres, mujeres y niños, hasta las joyas más caras del mundo. Es decir, un bazar online con todo lo que desees regalar en Navidad a la persona que más estimas y sea enviada a cualquier parte del mundo. Pero hasta este punto no dice mucho esta empresa, podría tratarse de una más de varias.

Pero ojo, lea atentamente lo que JCPenney propone como estrategia de ventas para esta Navidad 2011. Ellos han decidido que cada cliente que compre un regalo de su tienda recibirá un sticker al que han bautizado como “Santa Tags”, la que incluye un código QR que al ser escaneado por el comprador le permitirá grabar un mensaje de voz para felicitar por Navidad a la persona que recibirá el regalo. De esta manera, cuando la tienda envíe el obsequio a la persona indicada, la caja también contendrá un código QR que al ser escaneada con el Smartphone del beneficiario, podrá escuchar la voz de la persona que da el obsequio. ¿Excelente idea no les parece?

En realidad hay más para investigar sobre este tema y en otros posts hablaremos más de estos códigos QR y contaremos otras experiencias de empresas que ya vienen usando esta tecnología en el mundo y también en el Perú.

Es increíble la forma en que la tecnología viene avanzando vertiginosamente en los últimos años y quizás no nos equivocamos si decimos que desde la Revolución Industrial de mediados del siglo XVIII y principios del XIX, no se percibía avances y cambios tan acelerados como los que se vive en la actualidad.

(Fuente fotografica de portada e interiores: jcpenney.com)

A compartir...Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Pin on Pinterest0Share on Google+0Share on StumbleUpon0