A compartir...Share on Facebook12Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Pin on Pinterest0Share on Google+37Share on StumbleUpon0

Desde la antigüedad consumimos frutos secos, uno de los grupos de alimentos más completos que existen ya que aportan energía, proteína, vitamina, fibra y grasa saludables que nos protegen frente a las enfermedades cardiovasculares.

Estas semillas oleaginosas son de una gran diversidad para todos los gustos, desde pequeños hasta grandes, variando en su contenido nutricional, pero a la vez son muy parecidos como por ejemplo: las almendras, las nueces, las avellanas, pistachos, inclusive el maní, aunque éste último es una leguminosa.

La mayoría de ellos son ricos en aminoácidos, en ácidos grasos esenciales tipo omega 6, omega 9, muchos minerales y muy ricos en vitamina E, el cual beneficia a la piel.

Posee magnesio, un mineral muy importante en toda la vida, participa en muchas enzimas metabólicas y también zinc, calcio y un poco de manganeso.

A las mujeres en gestación es recomendable consumir frutos secos por su contenido nutricional y en tratamiento de la Preeclampsia.

Las oleaginosas pueden ser una buena fuente de energía. Para la lonchera de los niños, las mejores semillas son las avellanas, almendras y el pican, esta es muy parecida a la nuez, también un poco de maní y ajonjolí, agregar un poco de pasas, mezclarlo y guardarlo en un plástico con cierre hermético.

Se aconseja que se debe comer a conciencia, las personas que se las tragan muy rápido no tendrán una buena digestión y sólo consumir una porción equivalente a una cucharada, pues muchos niveles se pueden alterar por ser grasa. Es saludable pero tiene mucha grasa, muchas calorías. Se puede consumir una cucharada en la mañana y una en la tarde bien masticada.

Es una merienda excelente que puede tener en la cartera, no se va a dañar, tampoco dejarla meses porque las semillas se ponen rancias y tampoco no duraría meses porque es un alimento delicioso que rápidamente será consumido.

Por tradición estos frutos secos son parte de la mesa navideña por lo que más se consumen en esa época, es hora de cambiar eso y deben ser parte de nuestra vida todo el año y con moderación.

Comer almendras para prevenir la diabetes

Las almendras no solo son bocadillos saludables, pues contienen vitamina E, proteínas, calcio, hierro, magnesio, fósforo, manganeso, fibra y ayudan a prevenir la diabetes tipo 2, así como enfermedades cardíacas.

Siguiendo una dieta de varias semanas con este fruto seco, el nivel de colesterol se vería reducido y la sensibilidad de la insulina, según un estudio realizado por la Journal of the American Collage of Nutrition.

Asimismo, influye en los procesos de envejecimiento hidratando la piel y órganos vitales.

En cuanto en las dietas para adelgazar, es fundamental para mantener un equilibrio, salud y belleza.

Cómo hacer almendras tostadas en el siguiente vídeo:

(Fuente: Youtube-francisco nuñez; Foto: alcaerlamedianoche.blogspot.com, blog.lovingsports.com, intramed.net; Vídeo: Youtube-PuroSaborTV)
A compartir...Share on Facebook12Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Pin on Pinterest0Share on Google+37Share on StumbleUpon0