Un boquerón enorme se abre en la ruta del casi desaparecido río Seco en el departamento de Ica, es el llamado “Cañón de los Perdidos” con un aproximado de cinco kilómetros de extensión. ¿Te interesa conocerlo? No te pierdas este nuevo post de Perú