Los hermanos Natalio y Augusto Alatrista, ambos de la tercera edad, tienen una tradición que por estas fechas ponen en práctica. Se trata de la construcción de una singular representación del nacimiento del niño Jesús con más de 4 mil piezas, según afirman los hermanos, esta tradición familiar les toma mucho tiempo y dinero para cada detalle que se aprecia en dicha representación navideña.

Desde setiembre los hermanos Alatrista inician la construcción del nacimiento que está ubicado en la sala de su casa, allí la imaginación y creatividad de estos hermanos no escatiman en detalles para obtener la mejor representación del momento en que nace nuestro señor Jesucristo, como por ejemplo la réplica del pueblo de Jerusalén

“Cada año gastamos de dos mil a tres mil soles, renovando figuras pero lo disfrutamos y a la gente también” afirmó Don Augusto, quien hace un llamado de ayuda pues está a punto de perder la visión debido a una avanzado problema de cataratas y que estaría necesitando una operación inmediata.


Fuente del vídeo: Vimeo
Canal: Tv Perú