En la actualidad toda empresa con presencia en Internet, ya sea que tenga una página web o perfiles en las redes sociales, deben esforzarse en la generación de contenidos frescos, atractivos y útiles para su público objetivo. En estos días de cambios es la mejor forma para lograr posicionarse naturalmente en los motores de búsqueda.

Hasta hace algunos años era impensable que las empresas tengan un área destinada a la planificación de estrategias de marketing con base en Internet. Muchos negocios solo se limitaban a tener una página web con información estática por muchos años y sin lograr visitas recurrentes o generación de nuevas oportunidades. Todo ello cambió radicalmente con el auge de los buscadores de Internet, liderado por Google, el más poderoso de los motores de búsqueda.

Prácticamente la pauta de las estrategias de marketing digital en las empresas, se basa en la tendencia y cambios en el algoritmo de este buscador. Los SEO de las organizaciones saben muy bien los efectos “letales” que causaron los pandas y pingüinos, sobre todo para el gran número de páginas web que abusaron del incremento anti natural de enlaces de retorno o llamados “backlinks”, que antes era ligeramente supervisado por el algoritmo, pero que ahora sí pone bajo lupa la calidad de estos vínculos, entre más de un centenar de factores.

Productos y servicios de GoogleFrente a ello, Google nos manifiesta que solo debemos preocuparnos en dar contenido de calidad y frecuente, que sea útil y susceptible de ser un referente en la temática. Incluso si percibimos que dicho contenido es digno de estar publicado en una revista o periódico especializado, sería un indicador que es bueno y tiene calidad. Si esto ocurre, de lo demás se encargará Google, para premiar a la web que lo originó en las mejores posiciones.

La propuesta del más grande buscador en Internet, no es algo tirado de los pelos. Hoy ocurre un desenfreno por estar presentes en las plataformas sociales, donde el compartir es el pan de cada día. Las búsquedas en Google, Yahoo, Bing, Youtube y otros, se hacen en millones de consultas por segundo. Las personas ya no acuden a un pesado libro de las páginas amarillas para buscar lo que necesitan. Ahora acuden a Internet y una caja de búsqueda para escribir aquello que les interesa, incluso desde sus dispositivos móviles pues equipos como los smartphones tienen necesariamente acceso a la red para su funcionamiento adecuado.

Todo eso en los últimos años cambió totalmente el comportamiento del consumidor actual. Y como quiera que estas personas utilizan tecnologías de información cada vez más sofisticadas, hace necesario que las organizaciones cuenten en sus filas con personal calificado en el manejo de la web 2.0. Aquella que permite la interacción y el diálogo directo con los clientes potenciales que están masivamente en la red.

Acá es donde el contenido entra a tallar, para que sirva de referencia a las búsquedas que hacen las personas que navegan en internet. Ahora bien, el contenido no solo es el texto de un artículo, también es un vídeo, un podcast, envío de boletines, publicaciones en las redes sociales, infografías, etc. Todo aquello que se pueda elaborar y publicar en internet bajo un objetivo claro y que ayude a las personas, pues será susceptible de ser ubicado por los internautas para su provecho y también para compartirlo.

Si tienes en mente iniciar una campaña de marketing de contenidos en Internet para tu empresa, pues no dudes en contactarnos. Te brindaremos la asesoría necesaria para empezar con el proyecto.

Clic aquí para ir a nuestra página de contacto.