Sin importar la edad que usted tiene, la zanahoria tiene muchas ventajas en su alimentación, ya que muy aparte de ser una verdura muy deliciosa, es aconsejable para el tratamiento de enfermedades. Estas propiedades alimenticias y sanatorias son posibles por ser la raíz con la mayor cantidad de vitaminas, minerales, abundante agua orgánica, rica en azúcares, en especial en glucosa, levulosa y dextrosa.

No hay alguna contraindicación para consumirla y hasta puede comerla cruda, lo cual ayuda al fortalecimiento de los huesos y encías. También puede comerla cocida aunque no es muy favorable cuando se trata para fines medicinales.

Con respecto a las vitaminas, esta verdura ayuda a mantenerse joven por más tiempo, pues contiene gran cantidad de carotenos, especialmente beta caroteno o provitamina A, ubicado en el pigmento natural que le da su color característico y que nuestro organismo lo transforma en vitamina A. Esta provitamina A son 10 veces más de lo que tiene la col, las espinacas, el brócoli y la calabaza. Asimismo, es fuente de vitaminas del grupo B como B1, B2, B3 y B9.

También es rica en hierro por lo que es útil para combatir la anemia, estimula el apetito, depresión, anorexia, fatiga, agotamiento nervioso, es excelente vigorizante por ser rica en fósforo, mejora la visión, es antioxidante, eficaz protector de la piel y ayuda a la secreción de la leche materna.

Y algo que sabemos mucho es que la zanahoria ayuda a mejorar la visión, hasta la nocturna, lo cual tiene una base científica al poseer beta caroteno, sustancia que se transforma una vez en nuestro cuerpo en vitamina A o retinol.

Además es muy recomendable ingerir la zanahoria después de las comidas para quienes tienen cólicos y/o gases, disminuyendo la acidez. Y para quienes padecen de dolor de estómago y estreñimiento por una intoxicación se sugiere comer seis zanahorias crudas y ralladas racionándolas durante todo el día.

Es diurético, agiliza el proceso de orinar, es emenagogo, es decir que agiliza la menstruación en las mujeres y ayuda a la desintegración de los cálculos renales.

Otras de sus propiedades es que es un antiséptico, normalizador de la sangre, combate la debilidad de los cabellos y ojos, recomendable para quienes tienen reumatismo, son impotentes o estériles. Si se mezcla la zanahoria con miel y jugo de limón sirve para las enfermedades respiratorias.

Por lo tanto este maravilloso vegetal no puede faltar en la mesa, ya sea crudo o cocido.

Ponle sabor a tu día con un jugo de zanahoria, en el siguiente vídeo:

(Fuente: clubplaneta.com.mx, youtube-francisco nuñez; Foto: hogarutil.com, andinaseed.com; Vídeo: Youtube-TVAdrianaLopez)